¿Cómo podrían las ONG´s y las fundaciones apalancar con la tecnología como estrategia para recaudar fondos?

Programa ACC, 12 de agosto de 2013

¿Sería posible para el sector humanitario (fundaciones, asociaciones, ONGs) trascender el problema financiero para dedicarse libremente a crecer en su misión y en la duplicación de su trabajo?

Sí sería posible, pero definitivamente se requeriría de un cambio de paradigma de pensar en nuevas alternativas y oportunidades.

Un potencial muy interesante existe en el apalancamiento con el sector corporativo y la tecnología. En otras palabras, que los emprendedores u organizaciones sociales puedan utilizar los recursos del sector privado para crecer más, y por lo tanto lograr un mayor impacto en la causa a la que sirven.

Sin embargo, como mencionó Dan Pallota en la conferencia de Ted Internacional, http://www.ted.com/talks/dan_pallotta_the_way_we_think_about_charity_is_dead_wrong.html
existe una mentalidad equivocada alrededor del sector humanitario, el cual ha tenido la presión social de pensar en pequeño, pues no es bien visto que use las herramientas del sector corporativo, empezando por la inversión en publicidad y las limitaciones en el pago de salarios. Asimismo, la pobreza se ha estancado en un 12% en los EE.UU desde los últimos 40 años y la cuota del mercado del sector del emprendimiento social no ha subido de un 2% del Producto Interno Bruto en ese país.

Por un lado, las limitaciones del sistema no han apoyado al crecimiento de este sector y por otro lado, la zona de confort de muchas organizaciones que se han acostumbrado a la recepción de fondos por parte de la caridad y la filantropía, tiene el agravante de ser insostenible económicamente.

En este sentido, deseo plantear la oportunidad que representa la computadora y el Internet como herramientas poderosas que ofrecen gran cantidad de oportunidades para generar ingresos con una baja inversión (entre $US 50 y $US 200). Planteo la siguiente pregunta: ¿Podría una organización del sector humanitario tener un negocio por Internet donde sus amigos al alcance de un clic, puedan adquirir un bien o un servicio y que esta compra le genere automáticamente una comisión a la organización?

Como ejemplo menciono la oportunidad que existe para las fundaciones, asociaciones, ONG´s o personas que trabajan por una causa, de poder tener una franquicia de café en línea que les permitiría a sus amigos o conocidos alrededor del mundo poder apoyarlos, solamente tomando un café gourmet saludable que compran en internet.
Ej: (http://www.accionesxlosanimales.organogold.com/r/US/ES/)

Este modelo de negocio en internet, no solamente permitiría a las organizaciones apalancar con la tecnología, sino con la industria del café y con una empresa privada que ha creado un sistema amigable y muy accesible para generar ingresos a través de una franquicia en línea.

El café ha sido un poderoso vehículo comunicante y punta de lanza en diversos esquemas de mercado: mercado solidario (fines de los 70s), productos orgánicos (los 80s) y comercio justo (hasta ahora). La industria del café, es la que mueve más dinero en la economía después del petróleo y es la segunda bebida más importante después del agua. El mercado de los EE.UU es de aproximadamente 400 millones de tazas de café al día y en México de 160 millones de tazas diarias.

Un enfoque diferente, puede crear una realidad diferente. El internet es la herramienta más social que existe en cuanto a la redistribución de la riqueza, como lo confirman los resultados reportados en la revista Business for Home (http://www.businessforhome.org), donde emprendedores tienen resultados impresionantes que de otra manera no obtendrían.

Un cambio de mentalidad y de paradigma permitiría a los emprendedores y organizaciones sociales diversificar las fuentes de ingresos utilizando el Internet a su favor en un modelo ganar-ganar, que se puede convertir en un importante respaldo y alivio financiero.

En el caso particular del ejemplo de la franquicia de café en línea, una organización que lograra invitar a cinco mil personas para que adquieran en su tienda virtual una caja de café al mes, significaría una ganancia neta de $40 mil dólares mensuales.

Gracias al apalancamiento con el sector corporativo y la tecnología se podrían crear nuevas posibilidades que apoyen a las organizaciones a lograr una merecida libertad financiera, en beneficio de una sociedad urgida de una mayor inversión social.

Laura Lang
Directora de Aliados Cambio Climático (ACC) y emprendedora social Ashoka
llang@racsa.co.cr